Por la Familia

A la Sagrada Familia

Jesús, José y María, os doy mi corazón
y el alma mía.

Jesús, José y María, asistidme en mi 
última agonía.

Jesús, José y María, en ustedes descance 
en paz el alma mía.

Ángel de mi guarda

Ángel de mi guarda dulce compañía
no me desampares ni de noche ni de día.
No me dejes sólo que me perdería.

Novena a San Gerardo por el don de la maternidad

Dios todopoderoso y eterno, te agradecemos por el don de San Gerardo y por el ejemplo de su vida.

Por la fe y completa confianza en Ti que tuvo San Gerardo, lo bendijiste con grandes poderes de ayuda y curación.

A través de él, mostraste tu amoroso interés por aquellos que sufrían o estaban necesitados.

Nunca dejaste de oír su oración por ellos.

Hoy, a través de la poderosa intercesión de San Gerardo, continúas mostrando tu amor por todos aquellos que ponen su confianza en Ti.

Por eso, Padre, llenos de fe y confianza, y en acción de gracias por todos las cosas maravillosas que has hecho por nosotros, nos ponemos ante Ti hoy,

Por la intercesión de San Gerardo, oye nuestras oraciones y peticiones, y si es tu Santa Voluntad, concédenoslas. Amén.

Oración a la Sagrada Familia de Nazaret

Sagrada Familia de Nazaret;
enséñanos el recogimiento,
la interioridad; 
danos la disposición de 
escuchar las buenas inspiraciones y las palabras 
de los verdaderos maestros.

Enséñanos la necesidad 
del trabajo de reparación,
del estudio, 
de la vida interior personal, 
de la oración,
que sólo Dios ve en los secreto;
enséñanos lo que es la familia, 
su comunión de amor, 
su belleza simple y austera, 
su carácter sagrado e inviolable. Amén

Oración a San Gerardo por el don de la maternidad

O gran San Gerardo, amado sirviente de Jesucristo, perfecto imitador de tu Manso y Humilde Salvador, y devoto Hijo de la Madre de Dios: enciende en mi corazón una chispa de ese fuego celestial de caridad que brilló en tu corazón y te hizo un ángel de amor.

O glorioso San Gerardo, porque cuando fuiste falsamente acusado de crimen, sobrellevaste, como tu Divino Maestro, sin murmullos ni quejas, las calumnias de hombres malvados, has sido elevado por Dios como Patrón y Protector de las madres encinta. Sálvame del peligro y de los excesivos dolores que acompañan el nacimiento del niño, y protege al niño que ahora llevo, que pueda ver la luz del día y recibir las aguas del bautismo a través de Jesucristo Nuestro Señor. Amén

Oración de los esposos

Señor, nuestro Dios
te bendecimos por tomar
en tus manos nuestro amor.
Ayúdanos a cumplir
nuestra misión.
Ven a compartir nuestra vida.

Ayúdanos a formar a 
nuestros hijos, a ser
testigos de tu amor
en nuestra familia
y en la comunidad.
Danos fuerza en los desalientos.
Comparte nuestras alegrías.
Señor, bendice nuestro amor. Amén.

Oración de los novios

En mi corazón, Señor, se ha encendido el amor por una criatura que tú conoces y amas. 

Tú mismo me la haz hecho encontrar y me la has presentado. 

Te doy gracias por este don que me llena de alegría profunda, me hace semejante a Ti, que eres amor, y me hace comprender el valor de la vida que me has dado.

Haz que no malgaste esta riqueza que tú has puesto en mi corazón: enséñame que el amor es don y que no puede mezclarse con ningún egoísmo; que el amor es puro y que no puede quedar en ninguna bajeza; que el amor es fecundo y desde hoy debe producir un nuevo modo de vivir en los dos. 

Te pido, Señor, por quien me espera y piensa en mí; por quien camina a mi lado; haznos dignos el uno del otro; que seamos ayuda y modelo. 

Ayúdanos en nuestra preparación al matrimonio, a su grandeza, a su responsabilidad, a fin de que desde ahora nuestras almas dominen nuestros pensamientos y los conduzcan en el amor.

Oración de los novios a la Virgen

Madre Nuestra:

En tu nombre hemos unido nuestros corazones. Queremos que presidas nuestro amor; que defiendas, conserves y aumentes nuestra ilusión. Quita de nuestro camino cualquier obstáculo que haga nacer la sombra o las dudas entre los dos.

Apártanos del egoísmo que paraliza el verdadero amor.

Líbranos de la ligereza que pone en peligro la Gracia de nuestras almas.
Haz que, abriéndonos nuestras almas, merezcamos la maravilla de encontrar a Dios el uno en el otro.

Haz que nuestro trabajo sea ayuda y estímulo para lograrlos plenamente. Conserva la salud de nuestros cuerpos. Resuelve necesidades materiales.

Y haz que el sueño de un hogar nuevo y de unos hijos nacidos de nuestro amor y del cuerpo, sean realidad y camino que nos lleve rectamente a tu Corazón. Amén.

Oración de los padres por los hijos

Señor, Padre todopoderoso, 
te damos gracias por habernos dado estos hijos.

Es una alegría para nosotros,
y las preocupaciones,
temores y fatigas
que nos cuestan,
las aceptamos con serenidad.

Ayúdanos a amarlos sinceramente.
A través nuestro has hecho surgir vida;
desde toda la eternidad 
tú los conocías y amabas.
Danos sabiduría para guiarlos
paciencia para instruirlos
vigilancia para 
acostumbrarlos al bien
mediante nuestro ejemplo.

Fortaleces nuestro amor
para corregirlos 
y hacerlos más buenos.

Es tan difícil a veces comprenderlos
ser como ellos nos desean, ayudarlos a hacer su camino.

Enséñanos tú Padre
bueno por los méritos de Jesús
tu Hijo y Señor nuestro. Amén

Oración en el aniversario del matrimonio

Oh Dios, Señor del universo, 
que al principio creaste 
al hombre y a la mujer 
e instituiste el vínculo conyugal; 
bendice y confirma nuestro amor, 
para que expresemos siempre 
en nuestra vida el sacramento 
que celebramos en la fe. 
Por Jesucristo nuestro Señor. Amén

Oración en la espera de un hijo

Oh Señor, Padre nuestro,
te damos gracias por el don maravillosa 
con el cual nos haces partícipes 
de tu divina paternidad.
En este tiempo de espera, te pedimos:

protege este hijo nuestro, 
lleno aún de misterio, 
para que nazca sano a la luz del mundo 
y al nuevo nacimiento del bautismo. 
Madre de Dios, a tu corazón maternal confiamos nuestro hijo. Amén.

Oración por la fidelidad de los esposos

Señor, Padre santo, 
Dios omnipotente y eterno, 
te damos gracias y bendecimos 
tu santo Nombre: tú has creado 
al hombre y a la mujer 
para que el uno sea para del otro 
ayuda y apoyo. Acuérdate hoy de nosotros.

Protégenos y concédenos 
que nuestro amor sea entrega 
y don, a imagen de Cristo y de la Iglesia. 
Ilumínanos y fortalécenos en la tarea 
de la formación de nuestros hijos, 
para que sean auténticos cristianos 
y constructores esforzados de la 
ciudad terrena. Haz que vivamos 
juntos largo tiempo, en alegría y paz, 
para que nuestros corazones 
puedan elevar siempre hacia ti, 
por medio de tu Hijo en el Espíritu Santo, 
la alabanza y la acción de gracias. Amén.

Oración por la vocación de los hijos

Señor, te pido por las vocaciones
de mis hijos, que sea cual sea 
la que hayas determinado 
para cada uno de ellos, 
obtengan la gracia de descubrirla 
y aceptarla conforme a tu voluntad, 
y se entreguen dócil y generosamente a él,
cumpliendo fielmente los deberes 
que la misma les imponga.

Oración por los hijos

Señor, ilumina la mente 
de nuestros hijos para que 
conozcan el camino que tú 
has querido para ellos, 
para que te puedan dar gloria 
y alcancen la salvación. 
Sosténlos con tu fuerza, 
para que alienten en su vida
los ideales de tu Reino. 
Ilumínanos también a nosotros, 
sus padres, para que les ayudemos 
a reconocer su vocación cristiana 
y a realizarla generosamente, 
colaborando con tus inspiraciones 
interiores. Amén

Para vivir en paz en familia

Señor, Dios nuestro,
tu nos has elegido
paras ser tus santos 
y tus predilectos.
Revístenos de sentimientos 
de misericordia
de bondad, de humildad,
de dulzura, de paciencia.

Ayúdanos a comprendernos mutuamente
cuando tenemos algún motivo de queja
lo mismo que tú Señor, 
nos has perdonado.

Sobre todo, danos esa caridad, 
que es vínculo de perfección. 
Que la paz de Cristo 
brille en nuestros corazones.

Esa paz que debe reinar 
en la unidad de 
tu cuerpo místico. 
Que todo cuando hagamos
en palabras o en obras
sea en nombre del Señor Jesús
por quien sean dadas las gracias
a ti Dios Padre y Señor Nuestro. Amén.